¿Cansado de las típicas vacaciones? ¡Prueba con el Turismo de aventura!

turismo de aventura

© Jupiterimages/Polka Dot/Thinkstock

El turismo de aventura es aquel turismo que consta de actividades al aire libre y en la naturaleza, y que muchas veces cuentan con un cierto grado de incertidumbre o riesgo. Muy relacionado con los denominados deportes extremos (tales como puenting, barranquismo o rafting). Asimismo es una muy buena opción para aquellos que prefieren pasar sus vacaciones en lugares turísticos que se encuentren más en contacto con la naturaleza y que están abiertos a vacaciones no convencionales.

Lo bueno del turismo de aventura, es que muchas veces podemos practicarlo sin la necesidad  de contar con preparación de física especial, como pasa con los deportes de riesgo. Deportes tales como longboard, apnea y alpinismo requieren de cierta preparación y estado físico con los que muchas veces no contamos. Sin embargo, el turismo de aventura cuenta con varias actividades que podemos realizar, ya sea sólos o con asistencia de otras personas, sin que el estado físico se presente como un problema. Además, la mayoría de estas actividades son gratis y, cuando no, son bastante accesibles para nuestro bolsillo. Alguna de ellas son:

  • Senderismo: senderismo o trekking es la opción ideal para los que no tenemos estado físico suficiente para escalar grandes cerros. El mismo se trata de un deporte no competitivo que consiste en caminar largas distancias en zonas montañosas. Algo muy importante de esta actividad, es que los senderos se encuentran homologados por las autoridades competentes, garantizando la seguridad del recorrido.
  • Rafting: el rafting o descenso de ríos es una actividad que consiste en navegar río abajo (con un grupo de personas) en diferentes tipos de embarcaciones tales como balsas, kayak o canoas. Generalmente, el río cuenta siempre con algún grado de turbulencia por lo que la bajada se realiza rápidamente, aportando más adrenalina y siendo perfecto para aquellos que disfrutan de actividades y viajes de aventura.
  • Ala delta: el ala delta es un deporte que se sirve de una estructura de hecha de aluminio o titanio sobre la cual se sostiene una tela de superficie amplia con forma de delta. Asimismo, esta estructura cuenta con un arnés que sostiene a quien lo manipula. Se sirve de las corrientes ascendentes y descendientes para mantenerse en el aire, ya que no cuenta con motor ni ningún otro tipo de propulsor, utilizando las formas de montañas y cerros para ello (el piloto se tira con este armazón desde un risco para tomar altura y comenzar a planear).
  • Puenting: el puenting es una actividad que se realiza al tirarse de un puente con los pies o la cintura enlazados. La  cuerda que sostiene a quien practica este deporte es por lo general elástica por lo que al final uno se encuentra ascendiendo y descendiendo hasta que la energía de la caída se termine.
  • Cicloturismo: el cicloturismo consiste en la acticvidad de recorrer grandes extensiones de territorio en bicicleta. Este deporte no competitivo tiene como objetivo visitar diversos lugares, pudiendo realizarse en grupo o de forma individual. Su duración es variada, aunque puede ser de varias horas, días así como también meses.
  • Cabalgatas: las cabalgatas  son siempre una buena opción para estar en contacto con la naturaleza. Si bien hay muchos que no tenemos idea de cómo cabalgar correctamente, eso no se presenta como un gran dilema. Hay muchos guías que cuentan con caballos adiestrados que ya conocen los caminos por los cuales deben andar, por lo que solamente debemos sentarnos y disfrutar de esta marvillosa experiencia.

Y tú, ¿qué actividades de turismo aventura harías?

 

Comentarios

  1. 17.06.2014 sofia martínez

    Buen post, una de las actividades que les recomiendo es el vuelo en globo es una experiencia espectacular y conocía muchos amigos. Por cierto en este sitio http://www.1001consejos.com/destinos-para-viajes-en-globo/ encontré otros lugares para el vuelo en globo, son asombrosos.